La última tecnología de eficiencia energética para que los clientes de este hotel de lujo disfruten de un elevado nivel de confort en la sierra de Tramuntana, Mallorca.

Ocupa una superficie de 18.000 m2, al borde de un acantilado. Cuenta con once edificios comunicados por jardines, con 120 habitaciones y suites, en un enclave excepcional. Se trata de una rehabilitación del Hotel Sa Talaia, reforzando la estructura original. El hotel Jumeirah Port Soller Hotel & Spa se inauguró en Abril de 2012 y forma parte de la cadena hotelera de lujo Jumeirah, con sede en Dubái.

 En palabras de 2pir ingenieros, responsables del proyecto junto al Arquitecto José Luis Martínez Rodríguez:

Un paraje idílico. Unas vistas únicas. Un hotel de 7 estrellas. 120 habitaciones. Y todo integrado en el entorno.

El reto: el cliente quiso desde el primer momento que el hotel Jumeirah Port Soller fuese también un referente en sostenibilidad y respeto al medio ambiente. Conseguir la primera certificación LEED (Leadership in Energy an Enviromental Design) que se otorgase en España era un objetivo prioritario.

La solución: promovimos instalaciones con la última tecnología en placas solares térmicas y fotovoltaicas, calderas de biomasa, aprovechamiento de aguas pluviales. Además redujimos los niveles sonoros y de vibración de la sala de máquinas a niveles sin precedentes en hoteles de esta categoría. Y conseguimos la certificación LEED.

jumeirah-port-soller acantilado

El proyecto destaca por el elevado grado de eficiencia energética, sostenibilidad y respeto por el medio ambiente, al que han contribuido los siguientes elementos:

Eficiencia energética: medidas pasivas

La envolvente del edificio aporta las medidas pasivas y está compuesta por cubiertas ajardinadas y fachadas con sistema de aislamiento térmico exterior (SATE) de CAPAROL y carpinterías de aluminio anodizado con rotura de puente térmico y vidrios con capa de control solar de nueva generación SGG Cool-Lite, que permiten controlar la transmisión luminosa y limitan la cantidad de energía solar que entra en el edificio. Han sido instalados tanto en habitaciones como en zonas públicas para mejorar el confort visual.

jumeirah-port-soller fachada

Estas medidas pasivas proporcionan un entorno saludable y elevado confort térmico, contribuyendo definitivamente a la reducción del consumo energético y las emisiones de CO2 provocadas por los equipos de climatización.

Eficiencia energética: medidas activas

Además de las medidas pasivas antes descritas, se han integrado elementos activos para el ahorro de energía.

En iluminación la tecnología LED, con control automático de escenas, encendido y apagado en zonas públicas, junto a la domótica de los sistemas de control de gestión de aire acondicionado, temperatura, protección solar y control de acceso en habitaciones que garantizan confort del huésped y una gestión eficiente de los recursos.

jumeirah-port-soller-hotel medidas eficientes

Energía solar térmica para el agua caliente sanitaria con sistemas de recuperación de calor, además de generación de energía fotovoltaica para autoconsumo.

La instalación HVAC (Calefacción, Ventilación y Aire acondicionado) de 11.900kW mediante 8 enfriadores refrigerados con agua y principio de energía geotérmica, 3 enfriadoras , torres de refrigeración y sistema de recuperación de calor, a cargo de HUMICLIMA.

Como elemento destacado la caldera de biomasa de 300 kW de KWG, con combustible de pellets, destinada a dar calor a dos piscinas exteriores: una piscina no cubierta y la piscina exterior del spa. Una vez climatizadas estas piscinas, también aportará calor al resto del complejo. Dispone de un sistema de telegestión, desarrollado por la compañía, que permite conocer en todo momento consumos, estado de funcionamiento, nivel de pellets, operaciones remotas, etc.

El resultado, Certificado LEED Gold. ¡Enhorabuena!

¡SUSCRÍBETE AL BLOG!

Post a comment